Planifica tus metas al invertir

A la hora de invertir, tienes que tener claro para qué inviertes. Puede ser para tu jubilación, para darte una vuelta al mundo, para pagar una casa en unos años… Sea cual sea tu objetivo, debes planificar qué necesitas para llegar y saber si puedes llegar.

Herramienta para planificar tus metas

Aquí te dejo un Excel con el que puedes practicar los ejercicios que voy a explicar a continuación. Para seguirlos, sólo hace falta que modifiques las casillas que están en amarillo, pero cuanto más explores con Excel, más formas encontrarás para planificarte y hacer tus cuentas.

Invertir para tu jubilación

Pongamos el caso que quieres asegurarte una buena jubilación, y que además no quieres esperar a los 67 años que te marca el gobierno (y lo seguirán retrasando).

Una persona que con 35 años en el año 2017 quiere invertir y acumular 1.000.000€ para vivir tranquilamente en su jubilación cuando tenga 65 años, necesitará planificarse, como por ejemplo, de la siguiente forma.

Esta persona ha ahorrado 75.000€ hasta ahora y decide implementar su cartera. Elige dividir su dinero y realizar dos estrategias diferentes, una más conservadora donde invierte 45.000€ espera conseguir un 5% y una más agresiva donde invierte 20.000€ y espera conseguir un 15%. Los otros 10.000€ son importantes para tener un colchón de seguridad en caso de tener una emergencia, como quedarte en el paro unos meses.

Tradicionalmente, la media de la inflación es algo inferior al 3%, que es importante tener en cuenta, como comprobaremos luego.

Además, esta persona espera ahorrar cada año 6.500€, que introducirá en las estrategias a razón de 5.500€ en la estrategia conservadora y 1.000€ en la estrategia agresiva.

Cada año puede variar el porcentaje basado en la inversión y el dinero ahorrado, incluso algunos años con pérdidas, pero como la inversión es a largo plazo, se asume que esa es la media conseguida anualmente.

Con esta forma de invertir, a punto de cumplir los 65 años, habría acumulado 1.052.852€. Ésta es la cantidad actualizada al valor del dinero de hoy en día. Si en la casilla de inflación, la pusiésemos al 0%, la cantidad real acumulada serían 2.066.680€, pero el valor del dinero será la mitad. Por eso es tan importante tener en cuenta la inflación, porque en 30 años, el dinero habrá perdido la mitad del valor, y siempre está bien tener una noción de las cantidades al valor que las conocemos hoy en día.

La importancia de las inversiones

Puedes ver en la gráfica de la hoja Excel lo importante que son las inversiones. Quizás al principio no se note mucho, ya que el dinero aportado es mayor del que se gana invirtiendo. En la gráfica, el momento en el que se cruzan las líneas del acumulado aportado y el acumulado ganado por inversión en este caso, sería a los 45 años, 10 años después de haber empezado. Pero después de eso, lo ganado por inversión es cada vez más importante ya que crece de manera exponencial debido al interés compuesto.

Cuando se aumenta la edad también es recomendable sacar dinero de la estrategia agresiva e ir pasándola a la más conservadora. Hay muchos factores que van cambiando con el tiempo, pero estos cálculos son una buena aproximación para empezar y saber si puedes alcanzar tus objetivos.

Hacer los cálculos de forma realista

Cuando varíes las cifras, pon cantidades que se puedan cumplir fácilmente. Rentabilidades esperadas según lo que vas estudiando y cantidades ahorradas que ya hayas conseguido.

Es mejor ponerse en “el peor caso” antes que hacerse falsas ilusiones con rentabilidades imposibles y pensar que en sólo 10 años se puede conseguir lo necesario para jubilarse.

Puede ocurrir que al inicio sea más difícil conseguir rentabilidad ya que estás estudiando estrategias, haciendo pruebas y sintiendo el efecto de las subidas y las bajadas en tu propio dinero. Esto puede afectar a hacer ventas cuando el precio está muy bajo, y compras cuando está muy caro. Por eso es importante seguir una estrategia y mantener la mente fría.

Ahora es tu turno de poner tus cifras y modificar la hoja de cálculo para adaptarse a su caso y ver cómo de cerca o lejos estás de tus objetivos.

Portfolio Visualizer: Backtest

1. Introducción

 

Pagina web de la herramienta → https://www.portfoliovisualizer.com/

 

2. Backtest: la herramienta

Características generales

 

Información base

 

3. Primera opción

Construyendo un portfolio

 

Comparando carteras

 

4. Cómo afecta las aportaciones a la rentabilidad

 

 

5. Cómo afectan los rebalanceos a la rentabilidad

 

6. Segunda opción

 

7. Uso avanzado

 

Al estar logueado puedes guardar los portfolios, descargar los backtest en .csv para tratarlos en excel si te interesa e importar nuevas seires de datos.

No tengo la seguridad total sobre si se pueden importar datos de ETFs europeos. Si consigues hacerlo compártelo en el grupo de Slack, es una funcionalidad que no he utilizado.

En caso de no ser posible, la limitación de que sean todo productos estadounidenses es relativa, lo único que tienes que hacer es buscar un ETF o Fondo correlativo en euros en Europa. El análisis es el mismo.

 

8. Notas

Comparación rentabilidades

Cuidado con comprarar la rentabilidad con aportaciones con el resto de carteras que lo hacen sin aportaciones, te estarías engañando. Para comparar siempre mejor no tener en cuenta las aportaciones.

Ratio de Sharpe

→ (Rentabilidad cartera – rentabilidad activo libre de riesgo)/Volatilidad

Para profunidzar un poco sobre el concepto → Wikipedia

Cómo llevar un registro de tus cuentas y gastos.

De vez en cuando miras tu cuenta bancaria y seguro que más de una vez no sabes en qué has gastado tu dinero.

Hay veces que de repente ves cómo a mitad de mes te has gastado casi toda tu nómina y no sabes muy bien en qué.

La solución es sencilla, tienes que contabilizar tus gastos y tus ingresos para ver por dónde estás derrochando el dinero, porque si no lo haces, muchas veces no sabes en qué te lo gastas. Incluso aunque creas que tienes todos tus gastos controlados, ¿podrías decir cuánto dinero te gastas al año en restaurantes, ropa, vacaciones o supermercado? Si no anotas los gastos, sabrás las cantidades aproximadas, pero no las exactas, y tampoco sabrás exactamente si cada año has ido aumentando los gastos en cada categoría.

Para poder saber exactamente en qué gastamos nuestro dinero, podemos utilizar aplicaciones de móvil para registrar todos nuestros movimientos, que además son muy sencillas de utilizar.

Os voy a explicar dos aplicaciones gratuitas para controlar vuestros gastos e ingresos, una donde recibe la información directamente de tus cuentas bancarias, y otra donde los registros los puedes apuntar a mano.

 

FINTONIC (ANDROID / IOS)

Con esta aplicación, podemos tener un registro en tiempo real de nuestras cuentas bancarias.

Lo malo que tiene es que tenemos que escribir nuestras claves de los bancos, aunque son sólo las claves para poder ver la información. Recuerda que para poder hacer operaciones bancarias necesitas más claves que esta aplicación no tiene, por lo que se puede considerar segura. Aunque si este método no te gusta por tener que dar las claves, puedes pasar a la aplicación que describo a continuación.

Fintonic recibe toda la información cuando hacemos movimientos en las cuentas y lo podemos configurar para que nos avise cuando se producen.

Automáticamente también hace una estimación de nuestros gastos e ingresos mensuales con el histórico de movimientos en la cuenta bancaria y nos va diciendo qué porcentaje al mes estamos gastando. De esta forma, nos hacemos una idea si gastamos más o menos que la media.

También selecciona automáticamente los tipos de gastos que hemos hecho (restaurante, supermercado, gasolinera…), aunque siempre hay algún gasto que no sabe detectar correctamente, pero se puede corregir manualmente.

A continuación te explico detalladamente cómo empezar a utilizar la aplicación.

La primera vez que abrimos la aplicación, tenemos que crear nuestra cuenta.

Cuando ya tengamos nuestra cuenta, podemos añadir nuestras cuentas bancarias con las claves con las que vemos su información en internet.

Cuando vayas conectando tus cuentas bancarias, también te pedirá si eres hombre o mujer y tu fecha de nacimiento, que se utilizan para las estadísticas de gastos.

Ahora que ya tenemos todas nuestras cuentas, podemos tener todo controlado y empezar a ver nuestras cuentas juntas y todos nuestros movimientos en la pantalla principal.

Si pulsamos en la parte superior izquierda, se despliega el menú donde tenemos acceso al resto de la información.

  • Panel (pantalla principal): Donde nos dice los que llevamos gastado e ingresado este mes.
  • Cuentas y tarjetas: Donde tenemos todos nuestros bancos y todo el dinero que tenemos.
  • Avisos: Se puede configurar para que la aplicación nos avise cuando hay movimientos en las cuentas, o cuando nos estamos quedando sin dinero.

  • Movimientos: Para ver todo lo que ocurre en nuestras cuentas.

  • Categorías de gasto: Para saber en qué gastamos nuestro dinero.

Así que automáticamente, tienes toda esa información disponible, separada por categorías para saber dónde estás gastando tu dinero.

En la información de la pantalla “Panel” y “Categorías”, puedes ver lo que la aplicación estima que es tu gasto medio en cada categoría durante cada mes, y te dice el porcentaje de lo que has gastado en lo que llevas de mes.

Puede ocurrir que haya conceptos que no estén bien contabilizados, como las transferencias que hagas entre tus cuentas, o dinero que dediques a alguna inversión. La aplicación las cataloga como gastos e ingresos, así que tienes que ir a la pestaña “Movimientos” y pulsar sobre el concepto que quieres que Fintonic contabilice.

Pulsa en la parte que está marcada en el recuadro rojo.

Y catalógalo como “No computable”, así cuando muevas tu dinero a una cuenta de ahorros, no veras de repente como eso se considera como gasto.

Lo malo que tiene esta aplicación es que por ejemplo, el dinero que sacas del cajero, no sabes exactamente donde lo gastas. Aunque para eso, puedes ir a la siguiente aplicación.

 

PRESUPUESTO RÁPIDO (ANDROID)

Si eres reacio a meter en una aplicación tus claves de tus cuentas bancarias, puedes utilizar la aplicación “Presupuesto rápido”. Con ella podrás registrar manualmente todos tus gastos que tienes día a día. No te preocupes porque al principio se te olvidará apuntarlo, pero después de unos pocos días ya te habrás acostumbrado e irás registrando todo.

Lo bueno que tiene hacerlo a mano es que detallas perfectamente todos tus gastos, sabes exactamente en qué lo estas gastando, y al tenerlo que apuntar, te lo piensas dos veces al tener que decidir si ese gasto es necesario o no.

Al principio lleva un poco de trabajo organizar la aplicación y saber dónde está todo, pero nada que no puedas hacer en un par de horas, y a partir de ahí, cada vez que anotes un gasto, sólo te llevara unos pocos segundos.

Lo primero que tienes que hacer con la aplicación es crear tus cuentas. Introduce todas tus cuentas bancarias, y en esta aplicación también puedes añadir tus fondos de inversión o el dinero que tienes en bolsa.

Para eso, en la pantalla principal de “Vista general”, pulsa arriba a la izquierda y podrás ver todas las opciones que tiene la aplicación.

Vamos a la pestaña “Cuentas”.

Y aquí podemos añadir cuentas pulsando en el círculo con el símbolo “+”

Ponle el nombre de tu cuenta bancaria, el dinero que tienes ahora disponible y pulsa “Guardar”.

Con la versión del programa gratuita que tenemos, hay una limitación de 4 cuentas. Pero en la versión de pago puedes tener tantas como quieras.

Si volvemos a la pestaña de “Vista general”, y pulsamos sobre el símbolo “+” de la parte de abajo a la derecha, aparece otro símbolo “+” y un símbolo “-“, donde podemos introducir los ingresos o gastos que tengamos.

Si elegimos introducir un gasto, lo primero que nos pide la aplicación es decir la categoría donde lo vamos a contabilizar.

Por ejemplo, podemos introducir lo que nos cuesta la “Comida diaria”.

Ponemos el valor de lo que estamos gastando y podemos añadir alguna nota si queremos aclarar algo más el gasto que estamos haciendo y pulsamos “Guardar”.

Así de simple, de esta forma, cada vez que tengas un gasto o un ingreso lo puedes añadir así.

Si tienes algún gasto que se repita cada día o cada mes con una cantidad fija, como el alquiler, la hipoteca, la tarifa plana de internet,… selecciona la segunda pestaña y aparecerá la siguiente pantalla.

De esta forma estos gastos se introducen automáticamente y ni siquiera pierdes esos segundos en introducirlos.

Si las categorías que tienes disponibles no son de tu gusto, o las consideras insuficientes, puedes modificarlas desde el menú principal y eligiendo “Preferencias”.

Selecciona “Gestionamiento de categorías”.

Aquí podrás gestionar los distintos conceptos en las categorías y modificarlos a tu gusto, tanto para ingresos como para gastos.

Sólo con esto es más que suficiente para tener controlados tus gastos. Y ahora vamos a ver qué información nos puede dar la aplicación.

En la pestaña de “Cuentas”, puedes ver cuentas de distintos bancos, donde se registran todos los movimientos que haces (pagos con la tarjeta, cobro de recibos, sacar dinero del cajero…)

Además de las cuentas bancarias, puedes incluso crear una cuenta específica para saber todo lo que gastas durante unas vacaciones. Por ejemplo, ahora que estoy en China, he creado una cuenta para saber todos los gastos que tengo exclusivamente durante este periodo. Además, tiene la ventaja de que cada cuenta puede estar en un tipo de moneda distinto. Muy útil cuando viajas a países que no tienen la moneda de tu país.

Como puedes ver, dentro de cada cuenta hay cuatro recuadros, que sirven para:

  • ver los gastos que hay de cada categoría
  • hacer traspasos de dinero de una cuenta a otra
  • ver gráficas de los gastos
  • modificar los saldos en caso de tengas algún descuadre porque se te haya olvidado meter algún gasto.

Os pongo las pantallas de estos cuatro recuadros.

Gastos de la cuenta en cada una de las distintas categorías:

Traspasar dinero de una cuenta a otra (por si haces transferencias a tu cuenta de ahorros o a tus cuentas de inversiones):

Ver gráficas de movimiento del dinero:

Modificar saldos de la cuenta (tanto para añadir ingresos y gastos, como para hacer ajustes si se han descuadrado tus cuentas por haber olvidado algún gasto. No te desanimes si alguna vez se te olvida, es normal, y lo bueno es que puedes arreglarlo fácilmente):

Si pasamos a la pestaña “Resumen”, podemos ver los gastos que vamos haciendo, con distintos horizontes temporales.

Es muy ‘útil para ir viendo lo que gastamos. Y dentro de esta pantalla, si pulsamos en la pestaña “Categorías”, podemos elegir el periodo en el que queremos ver los gastos.

Cuando lo hayamos seleccionado, pulsamos en “Mostrar reporte” y podemos ver en qué categorías hemos hecho esos gastos:

En la pestaña “Calendario” podemos ver cuánto hemos gastado cada día.

También podemos ver informes de todos los gastos que vamos haciendo en forma de gráficos. Para eso, vamos a la pestaña “Reportes”

Podemos elegir en qué periodo ver los gastos e ingresos, tanto para todas las cuentas juntas, como por separado. Cuando hayamos hecho la selección, pulsamos en “Mostrar reporte”

Podemos ver todos gastos de una forma muy visual para saber dónde gastamos más y dónde gastamos menos.

Finalmente, cuando lleves un tiempo haciendo un seguimiento y sepas en qué estás gastando tu dinero, puedes ver si tus gastos son más o menos regulares, y así poder organizarlos. Para eso, vamos a la pestaña de “Presupuestos”.

Podemos seleccionar lo que hay previsto gastar cada mes de cada categoría y así saber el porcentaje que llevamos gastado y ver si nos estamos pasando o no. En la pantalla anterior hay creado como ejemplo un presupuesto de gasto en supermercado de 150 euros al mes, del que llevo gastado el 39%.

Como puedes ver, es una herramienta muy potente, con muchas formas de ver los datos. Además desde la pestaña de “Ajustes”, se pueden exportar e importar datos en .csv que puedes utilizar en un Excel en el ordenador, y de esta forma tener todos los datos disponibles para seguir más a fondo tu contabilidad personal.

EMPIEZA A CONTROLAR TUS GASTOS

Ya no tienes excusa para no saber cuánto gastas de cada categoría al año y poder saber si estás aumentando el gasto en alguna parte. Ya sabes que debes pensar si de verdad quieres aumentar ese gasto, o simplemente lo estas gastando porque lo tienes.

Haz un listado con todas las categorías donde gastas tu dinero:

  • Alquiler o pago de hipoteca
  • Gastos de la casa (agua, luz, gas, teléfono,…)
  • Supermercados
  • Gastos del coche (seguro, impuesto de circulación, gasolina, reparaciones,…)
  • Restaurantes
  • Ropa y vestuario (la ropa que realmente necesitas)
  • Transporte
  • Seguros
  • Caprichos (dulces, ropa que no necesitas pero que te gusta, tecnología, complementos, zapatos, relojes, revistas…)
  • Cigarrillos (venga, deja de fumar que ahorrarás y tu salud te lo agradecerá)
  • Vacaciones y actividades (viajes, teatros, conciertos,…) Aunque puede llegar a ser un gasto muy grande, yo lo considero una inversión en experiencias y recuerdos, aunque intenta controlar cu’anto gastas, que no hacen falta tantos lujos.
  • Deporte (gimnasio, compra de material deportivo, alquiler de pistas, bono de esquiar,…) Yo lo considero una inversión en salud, aunque te recomiendo buscar las alternativas más baratas, por ejemplo yo prefiero hacer deporte al aire libre que encerrarme en un gimnasio, y de momento, salir a la calle o al campo es gratis.
  • Formación (cursos de idiomas, master, libros,…) Es un concepto muy importante y que considero más una inversión en educaciónque un gasto. Así que no dudes en destinar siempre una cantidad aquí.
  • Inversiones (fondos de inversión, bolsa, prestamos,…) Tampoco es un gasto, pero aparta un dinero al mes o al año pensando en invertir.

Además, con estas aplicaciones también puedes tener controlados tus ingresos:

  • Nómina o cobros como autónomo
  • Cobro de intereses de cuentas de ahorro o acciones
  • Cobro de alquiler (si puedes tener algo alquilado)
  • Trabajos fuera de tu labor principal
  • Ingresos pasivos

La lista puede ser muy distinta de una persona a otra, así que haz la tuya propia, aunque ya te he dado unas cuantas categorías para que tengas como referencia.

Dedica un poco de tiempo, y podrás tener acceso a muchos informes y estadísticas gracias a estas aplicaciones.